Pueblos con encanto en el Empordà y la Costa Brava

Descubre algunos de los rincones con más encanto de Cataluña

Desde la época medieval hasta la contemporánea, pasando por el legado judío, el renacimiento y el modernismo, los pueblos medievales del Empordà tienen una historia que ha dejado huella en el territorio, dando testimonio del paso del tiempo. 

En la ciudad medieval de Besalú uno de los puntos de interés más característicos es sin duda el puente fortificado sobre el río; del antiguo núcleo de Pals vale la pena visitar una torre románica circular, la Torre de les Hores. En Sant Pere de Peratallada destaca un antiguo núcleo fortificado muy bien conservado. En Perelada os recomendamos recorrer sus estrechas calles, visitar los museos, el claustro de Sant Domènec y el impresionante Casino-Castillo que lleva su nombre. Recorrer el interior del Alt Empordà permite encontrar y admirar vestigios de un pasado medieval esplendoroso.

Más información: